Archivo | Religioso RSS feed for this section

Santa Verónica y el Santo Rostro de Cristo

21 Feb

Esta es una historia apócrifa, narrada en el Evangelio de Nicodemo o Hechos de Pilato.

Durante el trayecto de Jesús por la Vía Dolorosa una mujer sale a su paso, se quita el velo y descubre su cabello y con este velo limpia el rostro de Jesús, quedando en su velo el Santo Rostro de Cristo.

Según algunas interpretaciones esta mujer se llamaba Berenice y fue quien toco el manto de Jesús:

“Entre la gente había una mujer que padecía flujo de sangre desde hacía doce años. Había sufrido mucho a manos de los médicos y había gastado en eso toda su fortuna, pero en vez de mejorar, había empeorado. Oyó hablar de Jesús, vino y se le acercó por detrás entre la gente y le tocó el manto, pensando que, con sólo tocarle el vestido, se curaría. Inmediatamente se le secó la fuente de su hemorragia y sintió en su cuerpo que estaba curada. Jesús notó al instante que una fuerza curativa había salido de él, se volvió hacia la gente y les preguntó: ¿Quién ha tocado mi manto?”

Marcos 5-22.

Verónica significa imagen verdadera, de allí que se conociera cómo la Verónica por conseguir en su velo el verdadero rostro de Jesús. Santa Verónica demuestra un profundo valor, las atenciones a Jesús pudieron ser severamente castigadas por las autoridades romanas, sin embargo su fe le permitieron acercase a Jesús y consolarle.

La iglesia la recuerda en los Vía Cruces y Procesiones del Miércoles Santo, la imagen una toma del Documental Procesión del Nazareno de San Pablo disponible por youtube a partir del 01 de marzo de 2017, Miércoles Santo.procesion-documental-5

Anuncios

El Nazareno de San Pablo.

2 Feb

La imagen de Jesús en la estación de penitencia está desde hace más de trescientos años en Caracas y desde 1881 en la Basílica de Santa Teresa, innumerables las historias de fe a su alrededor, desde la muerte de su escultor por escuchar la voz del propio Nazareno, hasta el limonero del Señor que curo la ciudad de la Peste.

Cada Miércoles Santo, según cálculos conservadores, casi tres millones de personas asisten a la Basílica de Santa Teresa en una de las mayores manifestaciones de fe de nuestro país. Una gran parte de esas personas son promeseros y peregrinos que vestidos con túnica morada, escuchan la misa,  que comienzan en la madrugada después de largas colas o caminan la procesión de varias cuadras en los alrededores. Ellos agradecen la manifestación de Dios en sus vidas a través de curaciones, justicia, logros académicos, viviendas, reencuentros con familiares y hasta metas deportivos.

Durante el año 2016 por ser Año de la Misericordia, el Nazareno estuvo más cerca del pueblo, en la nave oeste de la basílica y salió en procesión del Teatro Municipal el Martes Santo, rememorando su estancia en el Templo de San Pablo, a donde llegó cuando arribó a Venezuela. Saliendo nuevamente en su tradicional procesión del Miércoles Santo al día siguiente.

Les presento algunas imágenes de la talla y de la procesión realizadas en la Semana Santa 2016, pidiendo asimismo la bendición para todos los lectores de este blog. Amén.